Robo de diésel, cosa seria

El consumo de combustible es el gasto número uno de las empresas de autotransporte. Los costos han ido incrementando y actualmente el precio del litro de diésel se mueve entre los 22 y 25 pesos, dependiendo de la región del país. En algunas rutas el consumo de combustible llega a representar hasta el 42% del gasto operativo para los transportistas.

Sumado al reto de los constantes incrementos en el precio del diésel, los empresarios del autotransporte deben afrontar otro problema: el robo de combustible. Esta es una práctica que en cierta medida es normalizada, hasta el punto de que la actividad se toma como parte del día a día del negocio, por parte de los operadores. 

A causa del aumento de precio de los combustibles ha sido impulsada la venta clandestina de huachicol (combustible robado y de dudosa calidad) sobre las carreteras, esta maña está presente en todo el país y es notorio que en sitios estratégicos existen innumerables puntos de venta, incluso con anuncios que lo promocionan.

“Existe el tráfico de combustible, lamentablemente es demasiado tolerable la práctica de vender y comprar combustible producto de la ordeña a los tanques de los vehículos”, comenta en entrevista Edgar Martínez Chavero, gerente general de Transportes Hernie y titular del Comité de Hidrocarburos de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar).

Ante la preocupante situación que pone en riesgo la estabilidad financiera de las empresas de transporte, Tecnocontrol ofrece la más alta tecnología en sensores de combustible, para que puedas tener controlado y seguro tu combustible. 


Tecnocontrol te ubica y te conecta con lo que más te importa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.